lunes 05 de diciembre de 2022 - Edición Nº1461

País

En Baradero

Máximo Kirchner reclamó a los empresarios que "no pongan cara de distraídos"

Así lo manifestó el titular del PJ bonaerense al cierre del encuentro en el que se debatieron cuestiones referidas a las condiciones de trabajo, el salario y la inflación. Participaron más de 600 delegados gremiales que forman parte de los PJ de los 135 municipios bonaerenses.



El diputado nacional y presidente del Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires, Máximo Kirchner, encabezó el cierre de un plenario sindical que se realizó en el distrito bonaerense de Baradero en vísperas del Día Internacional de los Trabajadores, allí consideró que el oficialismo "debe interpretar los anhelos de la gente", y reclamó a los sectores del empresariado que "dejen de poner cara de distraídos a la hora de frenar la suba de los precios".

En términos electorales señaló: "Una manera de construir una victoria en el 2023 es comprender el 2019. Ese año el Frente de Todos (FdT) interpretó a nuestro pueblo y el dolor de nuestra gente. Hay que accionar en ese sentido. Eso es lo que tenemos que hacer. Interpretar los anhelos de nuestra gente, entender que aquí nadie es víctima de nada".

El legislador afirmó que la pandemia de coronavirus dejó "una huella dolorosa" en el pueblo argentino, y afirmó que el expresidente Mauricio Macri llegó al gobierno como "la punta de lanza del poder económico".

El diputado indicó que "los medios de comunicación ocultaron la peor cara de Macri para que una sociedad pudiera ser engañada" e instó a "estar más alerta de lo que estuvimos en 2015".

El diputado nacional destacó "la generosidad y prudencia de los trabajadores y trabajadoras argentinas que durante la pandemia aceptaron una reducción de salario para que la empresas en las cuales trabajaban pudieran capear el temporal".

"Y el Estado también puso el hombro a través de las ATP para que no se rompiera el vínculo entre la patronal y los trabajadores. Dos de estos actores han demostrado la voluntad de construcción de un país mejor y que nos integre a todos. Ahora falta que el tercer actor diga presente en la sociedad argentina de una vez por todas porque sino es fácil. El laburante pone el salario, el estado pone el ATP y ahora que hay que frenar los precios el empresariado pone cara de yo no fui", remarcó.

Y en ese sentido, agregó: "Es hora que el sector financiero y empresarial reconozcan que hay argentinos y argentinas que necesitan que no pongan cara de distraído".

Kirchner aludió al ministro de economía Martín Guzmán, al recordar que el funcionario "dice que él hace su trabajo, pero no se involucra en estas disputas de poder", pero afirmó que "el Estado debe intervenir ante las desigualdades"

"¿Entonces, qué vamos a hacer?. En el océano nada le prohíbe al Krill comerse la ballena, pero finalmente es la ballena la que se come al Krill; entonces es donde debe aparecer el Estado para que eso no suceda. Es donde el Estado debe intervenir", apuntó.

Además convocó a los trabajadores y dirigentes a debatir y a estar "atentos y no enojarse cuando hay cuestiones que discutir que detienen la marcha de un Gobierno que con todos sus problemas trata de avanzar".

"Lleven estos plenarios a cada rincón de la provincia para poder tener el termómetro de lo que pasa. Cuando la gente participa lo malo es menos malo y lo bueno es más bueno", completó.

Con más de 600 delegados gremiales que forman parte de los PJ de los 135 municipios bonaerenses presentes, Máximo Kirchner estimó que "si nos vivimos escondiendo detrás de que la relación de fuerzas es muy esquiva y desigual -con el poder económico-, no parece una justificación sino más bien una coartada".

El titular del PJ bonaerense sostuvo que "nosotros queremos la construcción para logar los anhelos de la gente no se detenga y avance a paso firme para que los argentinos de a poquito vayan mejorando su nivel de vida".

Previo a las palabras del presidente del PJ bonaerense, se leyó el documento que contiene dos posturas marcadas: el apoyo al proyecto de ley para crear un fondo especial para que "la deuda la paguen los que la fugaron" y un reclamo para que "haya medidas concretas de políticas económicas y no políticas sociales" con el fin de que "de verdad se recuperen los salarios y el poder adquisitivo de los trabajadores", según dice el texto.

En dicho documento de la rama sindical del PJ bonaerense, también se solicitó al Gobierno "aumentos de sueldos por decretos" más allá de los que se logren por paritarias.

Al igual que Máximo Kirchner, el diputado nacional y titular de la CTA, Hugo Yasky, destacó que "el peronismo no es una cúpula de dirigentes que pide permiso a los empresarios para distribuir la riqueza. El peronismo pone las condiciones y lo hace con el pueblo en la calle".

"Queremos la unidad porque sabemos que somos invencibles, pero la unidad no es obsecuencia y no es decir que si, cuando sabemos que las cosas no están yendo bien y hay cosas que cambiar", dijo Yasky.

En un discurso encendido, la vicegobernadora Verónica Magario, señaló que "son tiempos complicados porque la inflación se va comiendo el salario de los trabajadores y por eso tenemos que estar al frente en esta lucha".

"La obligación moral es que nos pongamos al frente de la lucha contra los enemigos de los trabajadores, vamos por la producción, el trabajo genuino y la recuperación del salario. Vamos unidos porque la unidad es la que va a hacer que ganemos. No nos podemos rendir", arengó la exintendenta de La Matanza.

A su turno, el intendente de Baradero y dirigente de SMATA, Esteban Sanzio, señaló que "los trabajadores tienen que dar también la discusión y hacer lo imposible por mantener la unidad". "Peleemos todo y discutamos todo, pero puertas adentro, siempre pensando de que el enemigo no está entre nosotros", fundamentó el jefe comunal.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

3