viernes 03 de diciembre de 2021 - Edición Nº1094

Provincia

Entrevista

Juan Carlos Donsanto: “Antes de la ley de alquileres teníamos un mercado en calma”

En diálogo con InfoMIBA, el presidente del Colegio de Martilleros de la PBA, se refirió al debate sobre la ley de alquileres y su posible suspensión.  Además indicó que la relación de asimetría en el propietario y el inquilino se debe al “momento económico inflacionario”.



El presidente del Colegio de Martilleros de la PBA, Juan Carlos Donsanto, dijo que hablar de una supuesta “suspensión” de la ley de alquileres solo genera confusión. “No hay Ley de alquileres, todo lo normativo está en el código civil y comercial y hasta donde yo sé una Ley de fondo no puede ser suspendida, si modificada”.

Sobre los puntos más conflictivos que tiene la actual ley, Donsanto mencionó cuáles deberían ser los cambios: establecer en los contratos de vivienda, nuevamente, un plazo mínimo de 24 meses y, que las partes convengan los tiempos de aplicación del índice de ajuste que suministra el Banco Central y aclaró que “actualmente es anual y eso es conflictivo para el locador y el locatario”.

El Presidente de la entidad opinó sobre la aparente relación de asimetría que hay entre propietarios e inquilinos, y dijo que “estamos en un momento económico inflacionario y es ahí donde se generan las distorsiones” y explicó que “la rentabilidad para el locador no existe y, el locatario no alcanza. En éste contexto es muy difícil y no existen soluciones mágicas”.

Por último, analizó la posibilidad de que cada jurisdicción cuenta con su propia ley de alquileres: “Estamos en un país muy heterogéneo en todos los aspectos, con realidades completamente difíciles y ello podría ayudar, pero es muy difícil de reglamentar, y muy difícil de implementar”.

“Para que eso suceda el Estado solo tendría que dictar una norma general y dejar que las partes contratantes convengan. Cuando el Estado interviene todo se distorsiona; y es lo que sucedió con esta norma.  Antes de esta ley teníamos un mercado en calma, con ofertas fluidas y valores más accesibles”, añadió.

Y consideró que “supuestos representantes de inquilinos, oportunistas políticos, agitadores con intereses espurios, nos llevaron a esta realidad. Nosotros advertimos y fuimos tildados de especuladores. Nada de lo que dijimos dejó de pasar. Una vez más solicitamos tranquilidad y prudencia”, cerró.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: